Trekking al Alto Atlas Marroquí 2013

Terminal 4 de barajas, martes 5 de febrero de 2013, las cindo de la tarde y nos vamos juntando frente a los mostradores de Ryanair los 7 viajeros. El alto atlas marroqui es la cadena montañosa que atraviesa el norte africano desde las costas atlanticas hasta Tunéz, 2.400 Km de montañas que separan el desierto del Mediterraneo.

Según aterrizamos en Marrakech nos estaba esperando Azdour Lachen, nuestro contacto en la zona, para llevarnos en un minibus hasta M'zik, pequeño pueblo bereber en el valle de Imlil, donde estableceriamos nuestro campo base en el albergue que la familia Lachen tienen allí. Nuestros amigos nos recibieron con agradable hospitabilidad, un cómodo lugar donde dormir y preparar nuestras mochilas para el día siguiente, y, por supuesto, una estupenda sopa marroquí seguido de un Cous Cous que nos dejó sin respiración y cargó baterias.

 

Alto Atlas Marroquí 2013

 

A la mañana siguiente comenzamos nuestra andadura por las tierras del Alto Atlas. Este año el invierno ha comenzado con poca nieve y aunque en las cumbres si que nos encontraremos nieve y piedra, en nuestro camino hasta el Refugio Netler (3.207m) no habrá nada. Esto, que no es lo que esperabamos, nos permite aprovechar la comodidad de que nos porteen las mochilas mediante mulas hasta el refugio. Así que una vez listos nos pusimos en marcha junto con Ibrahim y Mohameh, nuestro guía local y cocinero, además de mulero y mulas.

 

Alto Atlas Marroquí 2013

 

El calor en nuestras ascensiones invernales nos llevó caminando ligeros de peso valle arriba. Saliendo de M'Zik disfrutamos de las vistas de los diferentes pueblecitos que jalonan el valle de Imlil. Nuestros pasos se fueron acercando hasta el morabito de Sidi Chamharouch (2.326m), un lugar de culto para los habitantes de la zona, donde peregrinan para recibir protección del santo que un día pernocto bajo esta piedra, ahora pintada de blanco.  Sidi Chamharouch tenía aspecto de perro durante el día y hombre en la noche. Ahora la tribu Ait Mizane benera este morabito.

Nosotros aprovechamos para hacer una parada en el camino, tomarnos un rico zumo de naranja y emprender nuestros primeros negocios con las gentes del lugar. Aquí encontramos varias tiendas de regalos, ropa, pañuelso bereberes, etc… Sus vendedores se acercan con las mismas ganas de vender que de charlar un rato con nosotros. Y te encomiendan a que hagas una parada tranquila a la bajada, y quizás le intercambies algo de la ropa que llevas a cambio de una preciosa chilaba.

Si estás pensando desprederte de algo de ropa de montaña y vas a ir a marruecos, este es un buen sitio para hacer un trueque. Aquí, en las escuelas de los pueblos que atraviesas, o quizás a las familias que te abren sus hogares para alojarte. No buscando el chollo que esperariamos de un gran almacen, si no siendo conscientes de donde y a quién estamos negociando con nuestra ropa vieja. Con esto del regateo corremos el riesgo de olvidarnos del gran lujo de viajar por el mundo con nuestras camaras de fotos. Eso no se les escapa a los habitantes de la zona que nos ven pasar.

Unas pocas cuestas más arriba nos encontramos con los refugiós del Toubkal. Actualmnet hay dos complejos contruidos, uno al lado de otro. El primero, el Refugio Muflons, construcción más actual, enorme por dentro con aspiracones a Riad, pero helador en invierno. El segundo el Refugio Netler, el pionero en el lugar, gestionado por el C.A.F. (club alpin français), siempre con ambiente montañero y mucho menos frio, gracias al trajin de gente que siempre trae. Aquí nos espera una revitalizante comida de bienvenida.

Antes de eso, en la puerta del Refugio, mientras degustabamos un Té marroquí, tuvimos la gran suerte de contemplar como el Quebrantahuesos salia a saludarnos. De nuestras visitas al Alto Atlas era la primera vez que le veiamos en esta zona. Sobrevolo el refugio para acabar posandose justo en las cornisas rocosas en frente nuestra. Todo un lujo de bienvenida. Dos dias después nos volvería a sorprender llegando a la cumbre del Ras. Esta vez volando en pareja.

 

Alto Atlas Marroquí 2013

 

Todo segun lo previsto, buen tiempo, poca nieve, y tiempo por la tarde para adaptarnos a la altura y dar un pequeño paseo chequeando los crampones, piolets, botas etc…. Y a pensar en el Toubkal.

 

Alto Atlas Marroquí 2013

 

Jueves 7 de febrero, aun a oscuras nos levantamos para emprender nuestro camino.Sendero entre rocas y algun pequeño nevero sorteable nos va llevando poco a poco rumbo a la cumbre. El escalon más empinado lo tenemos sobre el refugio, para abandonar el valle. Con paso tranquilo y aun al la sombra vamos ascendiendo todo el grupo. Fotos, tomar aire, y alguna que otra barrita nos van llevando siguiendo las huellas. Llegando a los 3.400 m nos ponemos los crampones para no tener problemas con la nieve y alguna placa de hielo que van apareciendo de forma continua. Ya con el sol dandonos de pleno llegamos al el gran collado que nos abre la puerta de los 4.000 m y desde donde se abre el horizonte. El desierto, al Anti-Atlas y miles de valles por recorrer a nuestros pies. También tenemos ya la cumbre, con su peculiar estructura metálica a la vista. Tomamos aire y a la cumbre. Toubkal 4.167m, techo del Africa norte.

 

Alto Atlas Marroquí 2013

 

Ya de bajada unos pocos nos decidimos a visitar también la cumbre del Toubkal Oeste (4.030 m) desde el collado se accede facilmente y merece la pena su visita.

Una larga jornada caminando que fue recompensada con la preciada comida en el refugio, y una larga sobremesa en el repleto Refugio Netler. El día siguiente será intenso, nos espera la ascensión als Ras y el Timesguida y vuelta hasta Mm'Zik de bajada.

Con las primeras luces del día comenzamos nuestro camino hacía el Ras. Con los crampones puestos en busca de la esquiva nieve vamos ascendiendo por el precioso valle Irhzer n' Bou Imrhaz hasta el Tizi n'Ouagane, bonito collado donde se nos vuelve a abrir el horizonte del Atlas. Aquí nos quitamos los crampones y ascendemos por el sendero que recorre la pedregosa arista del Ras. Un primer tramo más estrecho y rocoso, nos situa en la suave loma que da acceso a la cumbre del ras y al collado con el Timesguida. Con sol y cansancio llegamos al Ras (4.083m).

 

Alto Atlas Marroquí 2013

 

Al Timesguida nos separan las amplias palas de nieve del collado y la cumbre, así que un rato allí andamos también. Timesguida (4.089m) y recorriendo su amplia ladera comenzamos el retorno.

Una vez en el refugio, paramos a comer y a recoger todo nuestro material. A las mochilas debemos sumarle los cuatro cuatromiles que llevamos a nuestras espaldas. Y una vez recogido todo emprendemos nuestro camino de regreso al valle de Imlil. La tarde avanza con nuestro descenso y a la altura del morabito nos pilla la noche. Así que frontales y paso calmo para continuar nuestro descenso.

En M´Zik nos están esperando con una grandiosa cena de despedida Bereber, brochetas, patatas fritas y ensalada, toda una delicia.

Ya solo nos queda cerrar nuestro viaje con una visita a Marrakech. De camino del Valle de Imlil a Marrakech podemos contemplar la preciosidad del valle y la gente que siempre rodea las carrretas llenando de vida el paisaje.. Además hoy es día de mercado en Around.

 

Alto Atlas Marroquí 2013

 

A medio día llegamos a Marrakech, tiempo para compras en el zoco, turismo por la gran ciudad Imperrial y paradas gastronómicas. Ha sido una gran semana en el Alto Atlas.

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *